El Negocio de los Taxis.

Últimamente muchos taxistas se han quejado de Uber por haberles quitado la clientela. Sin embargo, las protestas no harán que este servicio desaparezca; bueno, no es que tenga que predecirlo, siguen sin irse. Como cliente asiduo de taxis, me he encontrado con malas prácticas que deben de desaparecer; y aquí tengo una lista.

Primero, muchos taxis se encuentran en condiciones deplorables; y no sólo se trata de que les fallen las bombas de gasolina, el motor o los frenos, es que también el interior es horrible. Tener las vestiduras y los tapetes limpios no es tan difícil; hay muchísimos productos que limpian de manera eficaz las telas, no hay excusa para tener el interior como un cuchitril.

Es muy recomendable dar mantenimiento constante a las unidades; al estar en constante movimiento, el desgaste es mucho mayor al de un auto particular, por lo que es necesario tener siempre un auto en buenas condiciones. Refaccionarias como KEM tienen todo en bujías y encendidos eléctricos a un excelente precio.

Un enorme problema al tomar un taxi son las tarifas abusivas. Hay taxis que te cobran el doble simplemente por el hecho de cruzarte al estado; y entiendo que tengan que volver a la Ciudad, pero cobrar el doble es un abuso.

Entiendo que ser taxista puede llegar a ser muy estresante; pero el hecho de que fumen dentro de sus unidades es una exageración, apesta todo el carro y se hace imposible respirar ahí; y ni hablar de los que traen la música a todo lo que da.

La recomendación principal que le doy a cualquiera que tenga un negocio es la misma “No intentes destruir a la competencia, supérala.” Ofrece un mejor servicio que Uber, mejora la calidad de tus unidades, refuerza la seguridad, optimiza tus tarifas. Si todos los taxistas hicieran esto, tendrían mucho más clientes.

COMPARTE en tus redes sociales si este artículo te pareció interesante. Nos leemos en el siguiente post.

Facebook Comments
¿Te ha gustado el artículo?
[Total: 0 Average: 0]